4 parques nacionales de Canadá perfectos para hacer Forest Bathing

Los “baños de bosque” son una práctica wellness que tiene múltiples beneficios para la salud mental.

Canadá es uno de los países con la mayor oferta de actividades en la naturaleza gracias a su amplio territorio y reservas naturales. Sin importar la época del año, sus provincias reciben a locales y turistas que buscan aventuras en sus parques nacionales. En invierno se puede esquiar, incluso es una de las las actividades preferidas, pero en el verano, el senderismo, kayak, bicicleta de montaña y forest bathing son otras de las opciones que ofrece este destino.

¿Qué es el Forest bathing?

Esta tendencia de mindfulness data de la década de 1980 en Japón, donde el término shinrin-yoku era una práctica filosófica que ayudaba a la mente. Consiste en pasar tiempo dentro del bosque o rodeado de cualquier entorno natural, y su principal objetivo es darse un respiro de la rutina llena de estrés.

Para practicar forest bathing solo necesitas ir a alguna zona forestal y seguir algún sendero seguro hacia el interior del bosque. Una vez que estés en una zona cómoda, cierra los ojos y agudiza tus sentidos para apreciar cada detalle del ambiente y conectar con la naturaleza a tu alrededor.

Foto: Cortesía

Algunos llaman al forest bathing como una técnica de eco-terapia, pues tan sólo pasar tiempo conectando con la naturaleza mejora nuestro estado de ánimo y, por ende, nuestra salud. Hay varias excursiones dedicadas a esta práctica, sin embargo, Canadá, gracias a sus bellos paisajes, es de los mejores destinos para realizar dicha actividad.

¿Dónde hacer forest bathing en Canadá?

Parque Nacional Banff

En Alberta se encuentra una de las regiones naturales más impresionantes de Canadá para hacer forest bathing. Se trata del Parque Nacional Banff, donde encontrarás el Lago Louise y el sendero de Lago Agnes. Este camino recorre poco más de siete kilómetros entre hermosos árboles, colinas y las montañas en el horizonte.

La persona promedio tarda entre dos horas y media o tres en recorrerlo en su totalidad. Esta zona es de las preferidas por los observadores de aves y la gente que practica hiking, por lo que no estarás completamente solo cuando lo explores.

Dentro de Banff hay más senderos para distintos tipos de personas, ya sean principiantes o experimentadas. Algunos de ellos como el Tunnel Mountain Summit llegan a un mirador desde el cual se aprecia la imponente belleza natural de la zona como Lake Louise o la ciudad de Banff.

Foto: Cortesía

Parque Nacional Jasper

El Parque Nacional Jasper también se encuentra dentro de la provincia de Alberta. Está ubicado en las Montañas Rocosas de Canadá y, además de ser ideal para forest bathing, cuenta con un reconocimiento por parte de la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad.

Dentro de este parque hay varios senderos para toda la familia, como el que atraviesa el Valle de los Cinco Lagos, el cual tiene una longitud de 4.8 kilómetros y atraviesa lagos como el Maligne, Pyramid y Medicine.

Aquí también se encuentra el monte Edith Cavell, el valle Toqnuin y la montaña Pyramid, además de que la zona es el hogar de fauna silvestre como alces, borregos cimarrones y osos, por lo que hay que ser cuidadosos y respetar la naturaleza.

Foto: Cortesía

Cape Breton Highlands

Vamos a Nueva Escocia para visitar las Tierras Altas de Cabo Bretón, un lugar en Canadá para hacer forest bathing muy cerca del mar. Sin duda el principal atractivo de esta zona forestal es la magnífica vista al Océano Atlántico sobre los cañones que se asoman entre el bosque.

A lo largo de 950 kilómetros cuadrados de naturaleza, los visitantes pueden recorrer el famoso Cabot Trail a través de cañones y mesetas moldeadas por decenas de años de lluvia y ríos. Hay 26 senderos a escoger para los que deseen aventurarse a practicar senderismo antes o después de su tiempo de forest bathing.

Además, en este parque se han colocado sillas rojas en varios puntos perfectos para sentarse a descansar, admirar el panorama y tomar las mejores fotografías con tus acompañantes. Si se enamoran del parque nacional, incluso pueden acampar dentro de él.

Foto: Cortesía

Bow Valley

El Bow Valley Wildland Provincial Park, una región gigantesca con más de 80 rutas que van desde ocho a 2 mil 276 metros de desniveles. En este parque nacional se encuentran varios lagos como el Quarry y los Grassi Lakes, además de que el bosque se extiende por las Montañas Rocallosas de Canadá.

El clima aquí suele ser fresco casi todo el año, pero el paisaje natural te quitará el aliento mientras encuentras el sitio perfecto para hacer forest bathing.

Aquí también se puede practicar bicicleta de montaña e incluso acampar, pero es necesario mantenerse alerta para no perturbar a los animales que habitan el ecosistema.

Foto: Cortesía

Sin duda Canadá es una gran opción para viajeros que busquen introducirse en el forest bathing o alguna otra actividad al aire libre. Planea un viaje a Alberta o alguna de las demás provincias con oferta natural y explora los parques nacionales que el país al norte tiene para ti.

Continuar Leyendo

Coachella: ¿Ya estoy muy viejo para este festival?

Falling Piano Brewing celebra su sexto aniversario con una fiesta para amantes de la cerveza